Asistencia técnica Contacto
Nueva Ley de Residuos

Las claves de la nueva Ley de Residuos para una Economía Circular del 2022

La Nueva Ley 7/2022 de Residuos y Suelos Contaminados para una Economía Circular que deroga la anterior de 2011 fue publicada en el BOE el 10 de abril. Esta pretende alargar la vida útil de los materiales y recursos, a partir de su reutilización o su reciclaje.

Es una trasposición al ordenamiento jurídico de la Directiva UE 2018/851 que refuerza la aplicación del principio de jerarquía mediante la obligatoriedad de instrumentos económicos, reforzando la prevención de restos y la Responsabilidad Ampliada del Productor (RAP). Traspone también la Directiva de Plásticos de un Solo Uso (SUP) para reducir el impacto de los productos plásticos en el medio ambiente, incluida la basura marina, como se contempla entre los ODS de la Agenda 2030.

Descubre con el equipo de SIM Levante las claves de esta nueva norma, la cual toca varios sectores y afecta a gran parte de la sociedad.

LA LEY DE RESIDUOS PARA LA ECONOMÍA CIRCULAR

El objetivo principal de la ley 7/2022 es disminuir la generación de residuos. Con este objetivo definido, uno de los ámbitos de actuación donde los entes locales pueden aplicar estrategias de economía circular es con el servicio de recogida y tratamiento de restos, en el cual los residuos entran de nuevo en el sistema económico a partir de su valorización.

La nueva norma fija los principios de una economía circular y pone el foco en romper el vínculo entre el crecimiento económico y el impacto sobre salud humana y el medioambiente, con un claro objetivo de reducción de residuos.

Con la reducción de generación de residuos, la nueva normativa adapta medidas relevantes como la prohibición de plásticos de un solo uso (platos, cubiertos y vasos, entre otros productos). Además se propone que los ayuntamientos establezcan sistemas de pago por generación, es decir, pagará más aquel que más restos genere.

residuos ley

CLAVES DE LA NUEVA LEY

1. APLICACIÓN DE UNA JERARQUÍA DE RESIDUOS

Se refuerza esta aplicación para conseguir un mejor resultado medioambiental global en 5 fases, con el siguiente orden de prioridad:

  1. Prevención
  2. Preparación para la reutilización
  3. Reciclado
  4. Otro tipo de valorización
  5. Eliminación

2. INSTRUMENTOS DE POLÍTICA DE RESIDUOS

Los municipios deberán realizar un programa de prevención de residuos y de restos alimentarios, medidas económicas de reducción de consumo de plásticos de un solo uso, plan estatal de marco de gestión de residuos y planes autonómicos de gestión de restos. Con revisión cada seis años.

3. MEDIDAS DE PREVENCIÓN

Para así romper el vínculo de crecimiento económico e impacto negativo sobre la salud humana y medioambiente. Las políticas de prevención de residuos se encaminarán a lograr objetivos de reducción en peso (de obligatorio cumplimiento) de los restos generados conforme al siguiente calendario:

  • En 2025, un 13% respecto a los generados en 2010
  • En 2030, un 15% respecto a los generados en 2010

4. RESPONSABILIDAD DEL PRODUCTOR

Se verá ampliada la responsabilidad del productor, siendo obligado a:

  • Diseñar productos de forma que se reduzca su impacto ambiental y la generación de restos
  • Aceptar la devolución de productos reutilizables y entrega de los residuos generados tras el uso
  • Asumir la gestión de restos y su responsabilidad financiera
  • Ofrecer la información a instalaciones de tratamiento sobre su correcta gestión
  • Establecer sistemas de depósito que garanticen la devolución de cantidades y retorno del producto
  • Informar sobre prácticas de obsolescencia programada prematura
pajitas de plastico
Ejemplo de plásticos de un solo uso: pajitas.

5. RESTRICCIONES A PLÁSTICOS DE UN SOLO USO

Los agentes implicados en su comercialización reducirán el consumo mediante la sustitución de estos productos de plástico preferentemente por alternativas reutilizables y de otros materiales.

Se aplicará un impuesto a modo de restricción, un impuesto que no es finalista, es decir, el dinero recaudado no va a servir para mejorar campañas de sensibilización, mejoras tecnológicas, del sistema de gestión y tratamiento de residuos, etc. sino que puede servir para cualquier otra cosa.

La Ley transpone la Directiva sobre plásticos de un solo uso exigiendo medidas a los productores. La nueva normativa también amplía y tipifica el catálogo de infracciones más detalladamente e incrementa el importe de las sanciones.

MEDIDAS

  • Reducción en peso de la comercialización de los productos de plástico de un solo uso, respecto a 2022. En 2026 deberá ser del 50% y en 2030 el 70%.
  • Obligación de cobrar precio a consumidor desde 1/1/23
  • Reducción de productos de plástico de un solo uso sujetos a reducción
  • Prohibición de productos no desechables, excepto sanitarios: bastoncillos de algodón, cubiertos, vasos, platos, pajitas, recipientes para bebidas, tapas, tapones, etc.

6. NOVEDADES EN EL RÉGIMEN SANCIONADOR

Transposición de la Directiva europea, con vistas a ser disruptivos y repensar el modelo económico lineal para pasar a un modelo circular. La producción y venta masiva de productos y equipos, tal y como la conocemos, está abocada a terminar y es momento de plantear la estrategia empresarial, comercial, industrial, etc. de todos los sectores implicados en la producción de bienes de consumo e industriales.

7. SDDR

Gracias a esta Ley hemos conseguido que se desarrollen las condiciones para establecer un sistema SDDR para las botellas de plástico, que nos permita reciclar más y de una forma más eficiente. Se trata de una apuesta decidida para que nuestro país tenga un sistema de depósito, devolución y retorno, lo que es conocido como SDDR. Este sistema es un modelo que ya existe en otros países como Alemania, Finlandia, o más recientemente Portugal, donde el consumidor paga una parte del importe del producto envasado pero solo a modo de depósito.

Es decir, este importe se le devuelve en efectivo o a modo de vale de descuento, cuando lleve a reciclar el envase. Consiguiendo las mejores tasas de reciclado y que estas sean de mayor calidad.

8. ¿A QUIÉN AFECTA ESTA LEY?

Establece vínculos entre residuos y economía circular, una relación que muchos llevábamos demandando en el sector. La norma va a impactar a toda la sociedad pero en concreto a toda esta cadena de valor industrial:

¿A quién afecta esta Ley? A toda la cadena industrial

Foco en el productor, que tendrá nuevas obligaciones:

  • Aumenta la responsabilidad del productor
  • Asegurar el tratamiento completo incluso aunque entregue los residuos a un negociante o gestor intermediario (a excepción de entidades locales)
  • Acreditación documental
  • Importancia de la trazabilidad

Los productores de productos tendrán que financiar el coste de la limpieza de la basura dispersa que generen los residuos de sus productos. Financiar tanto la limpieza, como el transporte y tratamiento. Lo que se pretende es que el coste de la limpieza y tratamiento de esos productos y basura dispersa de ciertos productos, no lo tengamos que sufragar los ciudadanos a través de nuestros impuestos, sino que sean los productores que ponen ese tipo de productos en el mercado quienes tengan que financiarlo y costearlo. Aplicando el principio de: quien contamina, paga.

Conclusiones nueva Ley de Residuos

CONCLUSIONES DE LA LEY

Con esta Ley damos un importante paso, un importante avance. Que además tendremos que seguir completando y perfeccionando a lo largo de su trámite parlamentario. Pero con ella seguimos demostrando que apostamos por un futuro más sostenible en el camino que marca la Agenda 2030 y por una transición justa donde no dejemos a nadie detrás.

Juntos podemos construir un país más verde, más saludable y mejor para todos.